Artículo: medidas de violencia de género

Nov 27, 2023

El 25 de noviembre se conmemora el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres.

Con motivo de este día, hemos recopilado los principales derechos laborales que disponen las mujeres víctimas de violencia de género.


¿Cómo se acredita la situación de violencia de género?

Primeramente, la Ley Orgánica 1/2004, de 28 de diciembre, de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género entiende por violencia de género:

«Todo acto de violencia […] que, como manifestación de la discriminación, la situación de desigualdad y las relaciones de poder de los hombres sobre las mujeres, se ejerce sobre éstas por parte de quienes sean o hayan sido sus cónyuges o de quienes estén o hayan estado ligados a ellas por relaciones similares de afectividad, aun sin convivencia […] que tenga o pueda tener como resultado un daño o sufrimiento físico, sexual o psicológico para la mujer, así como las amenazas de tales actos, la coacción o la privación arbitraria de la libertad, tanto si se producen en la vida pública como en la vida privada».

Con carácter general, la situación de víctima de violencia de género se acredita mediante sentencia condenatoria por un delito de violencia de género, una orden de protección o cualquier otra resolución judicial que acuerde una medida cautelar a favor de la víctima, o bien por el informe del Ministerio Fiscal que indique la existencia de indicios para ser considerada víctima de violencia de género.

No obstante, podrá acreditarse mediante acreditación administrativa -informe de servicios sociales u otros servicios especializados de la Administración- cuando así esté contemplado por la normativa sectorial que regula el acceso a dichos derechos.


Derechos de las víctimas de violencia de género

  • El derecho a la información, el cual está garantizado a través del Servicio 016.
    Se trata de un servicio gratuito y confidencial que ofrece información, asesoramiento jurídico y atención psicosocial inmediata en todas las formas de violencia contra las mujeres.
  • El derecho a la asistencia social integral, el cual incluye servicios sociales de atención, de emergencia, de apoyo y acogida y de recuperación integral con el propósito de dar cobertura a las necesidades derivadas de la situación de violencia, restaurar la situación en que se encontraba la víctima antes de padecerla o, al menos, paliar sus efectos.

Medidas laborales y de Seguridad Social

  • Reducción de la jornada de trabajo y reordenación del tiempo de trabajo (art. 37.8 Estatuto de los Trabajadores)

La trabajadora víctima de violencia de género tendrá derecho a la reducción de la jornada de trabajo con disminución proporcional del salario o a la reordenación del tiempo de trabajo, a través de la adaptación del horario, de la aplicación del horario flexible o de otras formas de ordenación del tiempo de trabajo que se utilicen en la empresa.

El ejercicio de este derecho se llevará a cabo de la forma establecida por Convenio colectivo, acuerdo entre empresa y la representación legal de los trabajadores o acuerdo entre la persona afectada y la empresa. En defecto, la concreción de estos derechos corresponderá a la persona trabajadora.

  • Recolocación en otro centro de trabajo (art. 40 Estatuto de los Trabajadores)

La trabajadora que se vea obligada a abandonar el puesto de trabajo en la localidad donde venía prestando sus servicios, para hacer efectiva su protección o su derecho a la asistencia social integral, tendrá derecho preferente a ocupar otro puesto de trabajo, del mismo grupo profesional o
categoría equivalente, que la Compañía tenga vacante en cualquier otro de sus centros de trabajo.

La Empresa estará obligado a comunicar a la trabajadora las vacantes existentes en dicho momento o las que se pudieran producir en el futuro.

El traslado o el cambio de centro de trabajo tendrán una duración inicial de seis meses, durante los cuales la Empresa tendrá la obligación de reservar el puesto que anteriormente ocupaba la trabajadora.

Terminado este período, la trabajadora podrá optar entre el regreso al anterior o la continuidad en el nuevo puesto, en cuyo caso, decaerá la mencionada obligación de reserva.

  • Suspensión del contrato de trabajo y derecho a percibir la prestación de desempleo

El contrato de trabajo podrá suspenderse por decisión de la trabajadora que se vea obligada a abandonar su puesto de trabajo como consecuencia de ser víctima de violencia de género (art. 45.1.n) Estatuto de los Trabajadores).

Durante el período de suspensión, y siempre que se reúnan los requisitos de carencia, la trabajadora tendrá derecho a percibir la prestación por desempleo. Estas cotizaciones podrán ser tenidas en cuenta para una nueva prestación (art. 267.1.b) 2º y 269.2 LGSS).

  • Extinción del contrato de trabajo con derecho a la prestación de desempleo

El contrato de trabajo podrá extinguirse por decisión de la trabajadora que se vea obligada a abandonar definitivamente su puesto de trabajo como consecuencia de ser víctima de violencia de género (art. 49.1.m Estatuto de los Trabajadores).

El periodo de suspensión y cotizaciones efectuadas durante el mismo computarán como periodo de cotización efectivo a efectos de solicitud de prestaciones de la Seguridad Social, como por ejemplo pueden ser la prestación de desempleo, jubilación, incapacidad permanente, muerte o supervivencia, maternidad y cuidado de menores afectados por cáncer u otra enfermedad grave (art. 165.5 LGSS).

  • Acreditación de la situación legal de desempleo

La situación legal de desempleo se acreditará por comunicación escrita de la Empresa sobre la extinción o suspensión temporal de la relación laboral, junto con la orden de protección a favor de la víctima o, en su defecto, junto con el informe del Ministerio Fiscal que indique la existencia de indicios sobre la condición de víctima de violencia de género (art. 267.3.b) LGSS).

Asimismo, la extinción del contrato permite el acceso a la modalidad de jubilación anticipada (art. 207.1 LGSS).

  • Ausencias o faltas de puntualidad al trabajo

Las ausencias o faltas de puntualidad motivadas por las situaciones físicas o psicológicas derivadas de la violencia de género se considerarán justificadas cuando así lo determinen los servicios sociales de atención o servicios de salud.

  • Nulidad de la decisión extintiva (art. 55 Estatuto de los Trabajadores)

Será nulo el despido de las trabajadoras víctimas de violencia de género por el ejercicio de su derecho a la tutela judicial efectiva o de los derechos reconocidos en el Estatuto de los Trabajadores para hacer efectiva su protección o su derecho a la asistencia social integral.

  • Sustitución de una trabajadora víctima de violencia de género (art. 21.3 Ley de Violencia de Género)

La suscripción de un contrato temporal para sustituir a una trabajadora víctima de la violencia de género que haya suspendido el contrato de trabajo o ejercitado su derecho a la movilidad geográfica o al cambio de centro de trabajo, tendrá una bonificación del 100% de las cuotas empresariales por contingencias comunes durante todo el período de suspensión del contrato de la trabajadora sustituida o durante seis meses en los supuestos de movilidad geográfica o cambio de centro de trabajo.

Asimismo, los convenios colectivos de aplicación o los planes de igualdad de las empresas pueden contemplar derechos adicionales para las trabajadoras víctimas de violencia de género. Igualmente, cada vez más, las empresas cuentan con protocolos de trabajadoras víctimas de violencia de género.